perfumes

La historia del perfume

Los hombres de la prehistoria jamás imaginaron que un ritual de veneración a sus deidades se transformaría con el paso de los siglos en una de las industrias más rentables  del mundo: La perfumería. Sí, pues aunque no lo creas el “per fumum” o, sustancia aromática expedida en el aire era practicado por las tribus de la edad piedra como modo de adoración a sus dioses. Posteriormente, en la cultura egipcia, comienzan a fabricarse las primeras fragancias para utilización personal. Las egipcias no solo creían que un exquisito aroma atraía a los hombres y los enamoraba sino que también, se aferraban a la idea de repeler los malos espíritus y a las enfermedades.

perfumes

Así, con el paso del tiempo y las diversas transformaciones históricas, la industria del perfume vivió también una importante revolución cuando en el siglo VIII fue descubierto por los árabes, el alcohol, sustancia que permitió la fabricación de fragancias nuevas a base de flores, aceites, y frutas muchas de las cuales se mantienen hasta el día de hoy y que difieren no solo en el aroma sino también en categoría y calidad.

Muchos personajes famosos se auto proclamaban fanáticos en el uso del perfume. Cleopatra, Napoleón y Alejandro Magno, son ejemplos de ello. Pero la vez existían quienes lo detestaron e incluso intentaron prohibir su utilización, tal es el caso del mismo Sócrates, y sus seguidores filósofos quienes afirmaban que utilizar perfume era un llamado a la diferenciación social. También fueron detractores del perfume grupos del clero en plena Edad media pues consideraban pecaminosa su utilización.

De todos modos, el uso del perfume en nuestros días es totalmente aceptado en casi todas las culturas, la venta de este artículo de belleza abarca una gran parte en la economía mundial de la cosmética pudiendo afirmar que el perfume se encuentra tan presente en la historia del hombre como cualquier héroe, mito o leyenda. Si deseas conocer más cualidades y curiosidades de éste importante accesorio, continua visitando tu página Monyin.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Ir arriba